7 CONSEJOS PARA HACER UNA MAQUETA ARQUITECTONICA SIN MORIR EN EL INTENTO

Rumpel
La tarea de hacer una maqueta arquitectónica verdaderamente no es nada fácil. Vaya que se necesita de muchas amanecidas, muchos cortes en las manos, mucho sabor a pegamento y sobre todo, mucho prueba y error. Una verdad universal es que la experiencia hace al maestro y esta vez no sera distinto. Las cosas te saldrán mal, tus cortes serán imprecisos, harás las maquetas mas feas que creas se puedan haber hecho,  muchas veces ni terminaras las maquetas, o si las terminas puede que no cumplan tus expectativas y dirás mas de una vez "esto no es lo mio" , pero descuida que con estos 5 consejos te evitaras muchos tropiezos, muchos errores y muchos malos momentos.



1.CONÓCETE A TI MISMO.

Si. No, no es una broma. En primer lugar tienes que conocerte a ti mismo. Identifica tu tiempo de trabajo, tus capacidades, que tan preciso eres con la cuchilla, con la limpieza, la pulcritud y sobre todo cuanto es que demoras en cada parte del proceso de moquetear. Cuanto tardas en llevar las medidas, en cortar las piezas y en montar la maqueta. Conocerte a ti mismo en estos aspectos te ayudara a programar tu tiempo y a priorizar algunas cosas sobre otras.


2.TENER EL DISEÑO BIEN CLARO.

El siguiente paso es tener claro el diseño de proyecto. ¿y esto en que te ayuda? Te ayudara a tener una idea de como levantar la maqueta, que partes cortar primero, cuales pegar, cuales son las piezas principales que sostendrán la maqueta y/o identificaran tu proyecto. Así, si al final no llegaras a terminar de colocar alguna otra pieza menor, detalles, puede que pase ser percibida, ni lo noten. 

3.CONOCER LOS MATERIALES.

otro punto a tener en cuenta es el conocimiento de materiales. Tal vez los del primer año no tengan este inconveniente ya que generalmente las maquetas son de un solo color y material. Pero sucede que a medida que avanzamos en la carrera debemos elevar la calidad del diseño y proponer materiales en el diseño del proyecto que obviamente tendran que reflejarse en la maqueta. Esto implica que te hagas amigo del chica o chico de la papeleria o el lugar donde te vendan materiales para arquitectura, jajaja. Observa los mostrarios, robate alguno si es posible. Bueno, no tanto, pero revisalos, revisalos todos. tomales fotos si tu caso es desesperado. Cartulinas, cartulinas texturadas, sin texturas, varillas de madera, balsa, caoba, tornillo, cedrón, micas traslucidas, lisas, apavonadas, papeles con los nombres mas extraños que nunca abras oido, como piel de lobo, hiladas, cascara de huevo, de cuero, cuero de venado, cinceladas, marmoladas, papel chino, papel hindú, papel arabe, papel pasto, papel meteorito, etc, etc, etc y ni que decir de los nombres y marcas.

En fin. Date un paseo y revisa todo el arsenal del que puedas servirte para realizar tus maquetas. Entérate de todo lo que existe. De seguro encontraras tus materiales favoritos con el tiempo, y hablando de esto te aconsejo también que armes tu propio mostrario en casa de las sobras que siempre quedan. Así cuando vayas a comprar mas materiales a la tienda iras de frente al grano y no dirás cosas como ¿se acuerda que tenia una cartulina media verde oliva negruzca con aire medio guinda tirando para un verde sandia? Créeme, pasa. Con tus propios mostrarios iras directo al grano y le dirás: denme esta cartulina, esta varilla, este papel, esta mica, etc etc etc.

4.DEFINE FASES

puede sonar absurdo tal vez por que dirás cosas como: "yo se como trabajo" Pero en verdad, te recomiendo, define fases, elabora un plan, una estrategia. No te digo que lo tengas por escrito pegado en la cabecera de tu cama, pero piénsalo al menos y completo. Te lo aseguro, te ahorrara muchos malos ratos. Ordena las fases de la elaboración de tu maqueta. Supongamos que ya conoces tu ritmo de trabajo y que eres bueno o buena para algunas cosas y para otras no tanto. Designa tiempos para cada cosa.

Proponte cosas como:

Tal día comprare los materiales (que obviamente ya tendrás designados)
Tal hora haré el bastidor
Tal hora cortare las piezas (que obviamente ya tendrás priorizadas una sobre otras) 
Tal hora pegare las piezas.
Tal día pegare los detalles.

Eh, si, bueno. Seria utópico que esto se cumpliera pero por lo menos no caerás en el error de hacer todo a la vez y al final no tener ni materiales completos, ni bastidor, ni la mitad de las piezas cortadas y ni la mitas de la mitad de las pegadas. Pero ayudara.

5.CONOCE AMIGOS, CREA ALIANZAS

Bueno, hacer una maqueta no es tanto como hacer una cruzada medieval, pero es una buena idea hacerse amigos de años superiores o amigos que sepan maquetear muy bien. Así podrás, en algún caso desesperado o no, tener a alguien a quien consultarle ciertas cosas sobre materiales, tiempos de secado, de ejecución. sobre que pegamento es mejor o peor que otro, o en otro caso, preguntar sobre los maestros y si aprecian o les vale una maqueta bien hecha. Si, suena ridículo pero con el tiempo uno va aprendiendo que algunos maestros les vale un comino una maqueta bien hecha y a otros a quienes la maqueta lo es todo. Eso te ayudara a definir que tanto tiempo deber invertir en ellas.

Asi que no olvides conocer amigos, ya sea para consulta o quien sabe, para que te den una mano a la hora de elaborar la maqueta.

6.RECONOCE LOS RECURSOS Y HERRAMIENTAS QUE HAY PARA TI.

Si amigos. Con el auge tecnológico que existe hoy en día se han abierto un montón de servicios alternos que pueden ahorrarnos mucho tiempo. Las cortadoras láser por ejemplo. Si tienes dinero y quieres ahorrarte el arduo trabajo de cortar pieza por pieza, puedes hacer uso de esta herramienta. Así mientas te cortan las partes de la maqueta puedes invertir ese tiempo a otras partes del proceso de diseño. No olvidar que la maqueta no lo es todo, así que podrías dedicarle mas tiempo al diseño, al dibujo de los planos, o a la presentación en si del portafolio en general.

Existen también las impresoras 3D que a la hora de la hora, y dependiendo del caso te dan la maqueta ya hecha. Si omitimos detalles como la materialidad del proyecto, este es una buena opción. No es un servicio que utilice siempre pero para que mentir, al menos a mi me ha salvado de muchas.

7.NO OLVIDAR EL TRANSPORTE.

Claro que si la maqueta que te pidieron no es muy grande, podrás llevarlo sin problemas en el transporte publico. pero ¿que sucede cuando la maqueta es de grandes dimensiones? Ridículo pero me ha pasado al menos a mi mas de una vez. Llevar días trabajando en una, trasnocharse, amanecerse, sangrar, volverse viejo en madrugadas que duran menos que un apretón de manos y luego de terminarla pensar: ¡carajo, y ahora como la llevo!

No menosprecies la partes del transporte por que de nada sirve una maqueta preciosa que llegara destrozada a la universidad si no planeaste desde un principio como llevarla.

Comparte esto con tus amigos en:

Related Posts

Previous
Next Post »